La guionista Virginia Yagüe inaugurará mañana cinco días de cine en femenino. La cita proyectará 40 películas en el Teatro Olimpia y 11 montajes en el CDAN

La XVIII Muestra de Cine Realizado por Mujeres romperá del 14 al 18 de marzo una lanza por esas directoras, guionistas y actrices "mayores y en activo que tienen mucho que decir pero que ven mermadas sus apariciones conforme avanzan en edad dado que la vejez está muy denostada".

HUESCA.- Así lo manifestó ayer Chon Allué, una de las componentes de la organización de este encuentro, que a partir de mañana miércoles proyectará hasta el próximo domingo 40 cintas a las que se sumarán otros 11 montajes de videoarte que podrán visionarse en el Centro de Arte y Naturaleza (CDAN).

La cita fue presentada ayer en el Teatro Olimpia de Huesca con presencia de Chon Allué y Chus Fenero, por parte de la organización de esta muestra de cine realizado por mujeres, a las que se sumaron el gerente de la Fundación "Anselmo Pié", Rubén Moreno, la diputada de Cultura, Berta Fernández, y el concejal Antonio Sanclemente.

Todos ellos desgranaron un programa que a lo largo de cuatro días mostrará el talento y la creatividad de directoras detrás de las cámaras y que será inaugurado mañana por la presidenta de Cima (Asociación de Mujeres Cineastas y Medios Audiovisuales), Virginia Yagüe, escritora y guionista de cine y televisión.

Yagüe, que ha trabajado en producciones como "Amar en Tiempos Revueltos" o "La Señora", dará el pistoletazo de salida a esta muestra que se inaugurará, a partir de las 22 horas, en el Teatro Olimpia de Huesca.

Previamente, la Muestra de Cine Realizado por Mujeres calentará motores en este espacio, a partir de las 17 horas, con la proyección de The watermelon woman (La mujer sandía) (1996), de Cheryl Dunye. Esta cinta, un falso documental que solo se ha visto en España en festivales, reivindicará el papel de las mujeres y las actrices negras en el cine.

La pantalla del Olimpia mostrará a continuación, a las 19:30 horas, el documental Alalá (Alegría), de Remedios Malvárez, y la jornada se retomará a las diez de la noche con una inauguración tras la que se proyectará la película The party (La fiesta), de Sally Potter, una directora de cine de 68 años de edad a la que la muestra quiere dar visibilidad.

Lo mismo sucede con la protagonista de Recuerdos de Fukusima o las de Las ventanas abiertas, dirigida por Doris Dörrie, realizadora de 62 años, cintas desde la que se aborda el tema de la vejez, tan presente en esta edición de la muestra.

"Aunque las mujeres somos un poco más de la mitad de la población, el porcentaje femenino en el mundo audiovisual es de un 37 % que además varía con la edad. Esto es, a mayor edad de las actrices menos papeles hay para ellas. Por esto, hemos querido proyectar en esta muestra películas dirigidas por mujeres viejas y activas", explicó Chon Allué.

La cita de este año llega con algunas novedades, como nuevo catálogo y cortinilla. También se ha suprimido la sección "Aragonesas", aunque se proyectarán tres cortos de directoras de Huesca.

Además, colabora por primera vez con el CDAN, donde se proyectarán el próximo domingo vídeos de mujeres artistas que han intervenido en el paisaje. "Son obras de la colección del museo y una de ellas, The Build Up, de Paloma Polo, acaba de ganar con su intervención el premio Ojo crítico 2017 de Artes plásticas", apuntaron desde la organización. "Otra novedad es que el programa no lo abrirán este año realizadora aragonesas. Lo haremos con The Watermelon Woman, y clausuraremos, no con una película de ficción, sino con un documental Visages Villages (Caras y lugares), de Agnès Varda", indicaron.

Respecto a esta última cinta, puntualizaron que es un documental que se estrenó en el Festival de Cannes y que en España se pudo ver en el último festival de San Sebastián en el que se homenajeó a la directora francesa. "Varda acaba de recibir el Oscar de honor a su carrera y este documental estaba nominado al Oscar en su categoría. Tenemos el privilegio de estrenarlo en nuestra muestra ya que a las salas comerciales llegará el 25 de mayo", comentaron desde la organización.

En la presentación también se hizo alusión a los movimientos feministas Me Too y Times Up, "que ya son imparables, que han supuesto un tsunami, un terremoto, no solo en el mundo del cine, sino que se ha extendido a todos los sectores y a todos los países".

Las organizadoras quisieron resaltar que ante abusos como los cometidos por el "todopoderoso" productor de cine independiente Harvey Wenstein, las mujeres han roto el silencio y se han lanzado a compartir sus casos.

"El movimiento ha conseguido que la sociedad ponga la carga de responsabilidad en los acosadores y no en las mujeres, les ha otorgado credibilidad, ha contribuido a considerar esta práctica machista como algo intolerable y ha ayudado a visibilizar la discriminación que sufre la mitad de la humanidad en todos los órdenes. El campo de batalla es infinito", manifestaron.

Añadieron que esta protesta ha llegado a la India, uno de los peores países para las mujeres, y con una poderosa industria cinematográfica. "A raíz del movimiento Me Too, la ministra encargada de los asuntos de la Mujer ha enviado una carta a los más conocidos directores y actores pidiéndoles que cesen los ataques a las mujeres en Bollywood", comentaron.

En España, según indicaron, el movimiento "ha tenido su eco, como no podía ser de otro modo, pero la desigualdad en el mundo que nos atañe, el del sector audiovisual, persiste y por ello un año más nos vemos obligadas a proporcionar datos que ponen de relieve algunas discriminaciones, más allá de las desigualdades salariales entre actores y actrices".

Así, apuntaron que en 2017 solo un 5,9 % de las películas que emitió RTVE estaban dirigidas por mujeres. Según el último informe de Cima elaborado por Sara Cueva, en el sector cinematográfico español, las mujeres solo ocupan el 26 por ciento de los puestos de responsabilidad en el cine. Y en alguna de las profesiones relacionadas el porcentaje roza el ridículo: solo hay un 2 % de mujeres directoras de fotografía, un 3 % de mujeres creadoras de efectos especiales, un 7 % en sonido y un 8% en composición musical. Por el contrario, manifestaron, que un 83 % son diseñadoras de vestuario y un 75 % se dedican al maquillaje y a la peluquería.

En este cóctel de cifras destacaron que la media de presupuesto de una película española es de 2,2 millones de euros si la dirige un hombre, la mitad si lo hace una mujer. "Pero hay lugar para la esperanza", valoraron para añadir a continuación que en el estudio referido de Cima se pone de relieve el caso de Suecia. "Desde que Anna Serner es directora del Instituto del Cine se ha pasado de un 26 % de películas dirigidas por mujeres al 50 % en tres años", resaltaron.

Respecto a la programación de la muestra adelantaron que en la sección de documentales los amantes del flamenco no se pueden perder Alalá (Alegría) de la directora sevillana Remedios Málvarez, prenominado a siete Premios Goya. Este apartado también ofrecerá otras cintas como Las ventanas abiertas, de Michele Massé, Mi his(e)ria en el cine, de María Victoria Menis, Volver a casa con 50, de Victoria Bermejo, Chavela de Catherine Gund y Daresha Kyi y Skeikima, de Raquel Larrosa y María Alonso. Completarán este espacio Una jovencita de 90 años, de Valeria Bruni Tedeschi y Yann Coridian, y Sea Sorrow, de Vanessa Redgrave, "una mujer mayor que ha decidido convertir su fama en compromiso social y activismo", manifestaron desde la muestra.

En cuanto a los largometrajes, el programa proyectará, entre otras cintas Hikari (Hacia la luz), la nueva película de Naomi Kawase, Su mejor historia, de la directora danesa Lone Sherfig y Gabrielle, que se exhibirá en colaboración con la Coordinadora de Asociaciones de Personas con Discapacidad Cadis Huesca. En la muestra también colaboran la Asociación Alouda: Amigos del pueblo saharaui en el Alto Aragón, Alzhéimer Huesca y, por primera vez, se suma Bienvendxs Refugiadxs. En materia de cortometrajes, la muestra ha seleccionado diez trabajos de los ciento cuarenta y siete filmes que se han presentado este año a la convocatoria "Cortos en femenino", en colaboración con Trama (coordinadora de Muestras y Festivales de cine, vídeo y multimedia realizado por mujeres). El programa mostrará así comedias, tragedias, casi todas óperas primas, y diversidad de temas y enfoques para ofrecer a los oscenses cuatro días de buen cine hecho por mujeres.
Fuente: Diario del Altoaragón

Agenda

Próximos eventos